nacional estadounidense en categoría femenina.

La Federación Internacional de Natación ha votado no admitir en las competiciones femeninas de élite a atletas transexuales que hayan pasado alguna de las fases de la pubertad masculina. Así, solo podrán competir las nadadoras trans que hayan completado esa transición antes de los doce años, mientras que las demás podrán competir en una nueva categoría abierta destinada a deportistas cuya identidad de género sea distinta a la de su sexo asignado al nacer. Esta nueva política ha sido aprobada con un 71 por ciento de los 152 miembros de la Federación y es “solo el primer paso hacia la integración completa” de deportistas transexuales. La votación se ha realizado durante el congreso general extraordinario de la federación celebrado coincidiendo con los Mundiales de Natación de Budapest, Hungría, y es el del trabajo de una comisión compuesta por representantes del mundo de la medicina, del derecho y del deporte. “ La postura de la federación es integral, basada en la ciencia e incluyente y, lo más importante, enfatiza la justicia competitiva“, ha explicado el director ejecutivo de la Federación Internacional de Natación, Brent Nowicki, citado por la cadena británica BBC. Estos cambios son también en respuesta a la participación en categoría femenina de la nadadora estadounidense Lia Thomas, quien en marzo se convirtió en la primera mujer trans conocida en ganar una competición nacional estadounidense en categoría femenina. Thomas compitió durante tres años con el equipo masculino de Pensilvania. En la primavera de 2019 comenzó un tratamiento hormonal como parte de su transición y desde entonces ha logrado marcas récord con su equipo universitario. Más de 300 universidades, nadadores olímpicos y también el equipo de natación de Estados Unidos han firmado una carta abierta en apoyo a Thomas y los nadadores no binarios, pero otros deportistas y organizaciones han cuestionado su participación en las competiciones. El pasado jueves la Federación Internacional de Ciclismo anunció que duplicaba el tiempo de moratoria desde una transición de género para poder competir en carreras femeninas.
Artículo Anterior Artículo Siguiente